El pasado 17 de marzo OSILICE asistió como ponente a la mesa de Víctimas de Accidentes organizada por SEPROSS,

 

El pasado 17 de marzo OSILICE asistió como ponente a la mesa de Víctimas de Accidentes organizada por SEPROSS, el Sindicato Estatal de Profesionales de Seguridad y Salud en el marco de su I Asamblea General de afiliados celebrada en Madrid.

La citada mesa reunió a OSILICE Asociación Gallega de afectados por Silicosis, Asociación de Víctimas JK5022 (accidente de Spanair), AVALTO (Asociación de Víctimas de Accidentes Laborales de Toledo), Asociación de Víctimas 3 de Julio (accidente de MetroValencia) y Asociación Plataforma Víctimas Alvia 04155, que transmitieron detalladamente la situación de cada uno de los colectivos de víctimas, e incidieron todas ellas en el objetivo compartido de que las penosas situaciones vividas deben servir al menos para que sucesos similares no se repitan jamás.

SEPROSS, como la principal organización representativa de los Profesionales de Seguridad y Salud a nivel estatal, viene insistiendo en una de sus principales propuestas para reducir la Siniestralidad laboral: La exigencia a las Administraciones Públicas (ITSS y organismos autonómicos competentes) para que den difusión pública a las investigaciones que legalmente deben realizar de los accidentes y enfermedades profesionales, graves y mortales. SEPROSS defiende que el conocimiento de estas investigaciones es vital para aprender de lo ocurrido y tratar de evitar así la repetición de los mismos tipos de accidentes y enfermedades, una y otra vez.

Así pues, víctimas y profesionales de Seguridad y Salud, comparten la necesidad de que se debe conocer y difundir lo ocurrido para evitar que suceda de nuevo.

OSILICE representa a más de 500 afectados por Silicosis, casi todos en la zona de Porriño-Ponteareas. Uno de sus objetivos es que se reconozca la incapacidad permanente a los afectados por la Silicosis de 1er Grado, ya que al no poder continuar trabajando en ambientes pulvígenos se ven obligados a dejar su trabajo o son despedidos por este motivo.

   

Aquí no se esconde la silicosis, el Cunqueiro nos atiende rápido”

“¿Dónde trabajó usted? En las canteras”. Esta breve conversación entre un médico de familia y un paciente con sospecha de silicosis es el pasaporte a la consulta específica para esta enfermedad que creó el Servicio de Neumología del Cunqueiro en septiembre del año pasado. “En Galicia no se esconde la silicosis. Estiman que hay unos 400 afectados en el área sanitaria de Vigo, algunos sin diagnosticar, y ahora mismo tenemos una atención rápida y muy avanzada. Si coges una neumonía hay una red para atajar la infección cuanto antes”. Esto afirma Juan Carlos Giráldez, el presidente de Asociación Gallega de Afectados por Silicosis, Osílice. Asegura que hoy una persona que trabaje en las canteras es muy difícil que contraiga la enfermedad porque se aplican las medidas de prevención y seguridad necesarias, pero hace 20 años, con el bum de la construcción, “no veíamos al compañero del polvo que había, creo que ni los jefes estaban al tanto de que podía ser dañino”. La enfermedad les llegó 10 o 20 años después de trabajar en las canteras. De ahí que se organizasen en una asociación. Explican que en Cádiz y Almería hay también afectados por la silicosis por los aglomerados de cuarzo, pero todavía están luchando para que se reconozca. Precisamente estos días, las tres asociaciones de afectados de silicosis de España comenzaron una ronda de reuniones con los grupos políticos en Madrid, en este caso con Podemos, para que se lleve su situación al Congreso. Osílice también tenía previsto reunirse con Sepross, el sindicato independiente de accidentes y enfermedades profesionales. Explican que cuando se detecta una silicosis en primer grado, la mutua emite un no apto y como la empresa no tiene un puesto alternativo para recolocar a ese trabajador lo despide. A esta persona se le cierran las puertas en otros sectores por esta dolencia y con el tiempo se consiguió que les reconociesen una incapacidad aunque no tiene el suficiente respaldo legal, según explicaron. “Nosotros lo que queremos es trabajar en condiciones y si se produce un despido por esta causa que se concedan beneficios fiscales a las empresas que contraten a los afectados o que les den una prestación mientras no encuentran trabajo”.

Los enfermos de grado 1 por silicosis demandan a la Xunta una prestación

Los enfermos de grado 1 por silicosis demandan a la Xunta una prestación

El colectivo Osílice entrega sus demandas a la diputada Eva Solla en Porriño

lucía costas | porriño 09.02.2018 | 04:55

!-- --> La diputada de En Marea, Eva Solla, reunida con el colectivo Osílice, ayer, en Porriño. // D. P.
 
La diputada de En Marea, Eva Solla, reunida con el colectivo Osílice, ayer, en Porriño. // D. P.

La vicepresidenta del Parlamento y diputada de En Marea, Eva Solla, se reunió ayer en Porriño con el colectivo Osílice de personas afectadas por la silicosis que trasladó sus demandas más urgentes para la Xunta de Galicia a fin de mejorar la situación de estos enfermos.
 
La primera de las cuestiones denunciadas fue relativa al alto grado de riesgo de pobreza y exclusión social a lo que se enfrentan ya que los enfermos de grado 1 no reciben ningún tipo de prestación por parte del Gobierno gallego al tiempo que no pueden acceder a un puesto de trabajo ya que estamos hablando de personas muy enfermas. La diputada de En Marea consideró necesario que la Xunta atienda esta situación y así lo trasladará al Parlamento de Galicia a través de distintas iniciativas.

Otra de las demandas recogidas se centró en la necesidad de mejorar la coordinación de los servicios sanitarios. Según indican, en la actualidad en el área de Vigo existen unas 500 personas diagnosticadas a las que se suman las que aún no lo están. Muchas de ellas cómo trasladaron desde este colectivo, terminan por ser trasplantadas en el hospital de A Coruña con el consiguiente trastorno para las familias. Por este motivo, el grupo de En Marea solicitará asimismo que se dé facilidades tanto para las familias como para los enfermos que tengan que desplazarse para ser intervenidos, así como mejorar la coordinación en los controles posteriores de estos enfermos.

Ya colaboran con nosotros